Coaching para emprendedores (IX): ¿Cómo afronto la incertidumbre y las crisis?

Los emprendedores tenemos que afrontar, en determinados momentos, situaciones de crisis superar obstáculos que aparecen en nuestro camino. El buen emprendedor debe ser firme en sus objetivos y mantener la confianza en si mismo para superar la incertidumbre y las crisis. ¿Cuánta resistencia tienes a la frustración?

Esta es la IX entrega de la serie de Coaching para Emprendedores, con la que pretendo dar una visión global del buen emprendedor y de sus cualidades esenciales y valores. Las reglas de oro son tener una clara visión y estar firmemente comprometidos, dedicar tiempo a su autoconocimiento y aprendizaje, cuidar su autoestima, mejorar su comunicación, fomentar las relaciones positivas y gestionar de forma eficiente su tiempo.

Ahora trataremos otro hábito de comportamiento de los emprendedores, referido a la actitud que toman para afrontar las crisis y los obstáculos.

Cómo supera el emprendedor las crisis

Antes de comenzar, tomemos conciencia de que venimos hablando de “hábitos”. Es decir, de la “manera habitual de obrar una persona, establecida por un largo uso o adquirida por la repetición de actos de la misma especie”. Es decir, para que se haya convertido en un hábito, el emprendedor ha tenido que practicar y repetir, seguramente de una forma consciente, durante mucho tiempo, la actitud a la que nos vamos a referir. Es decir, quizás no en todos los casos la actitud con la que el emprendedor eficiente afronta los obstáculos es algo innato, pero desde luego sí es la disposición que ha aprendido, con su experiencia, que le reporta mayor beneficio.

Es decir, en el momento en que el emprendedor comienza su reto, casi con total seguridad va a tener que hacer frente a situaciones de adversidad, incertidumbre o crisis. Esto es algo que escapa a su control, y, dado que ha salido de su “zona de confort” es más que probable que tenga que gestionar estas situaciones.

La actitud del emprendedor frente a la crisis

¿Cuál es la actitud que el emprendedor elige adoptar?

Firmeza en sus objetivos

Se mantiene firme en sus objetivos: la crisis o la incertidumbre no le hace dudar de su visión. A pesar de la adversidad mantiene una claridad en sus metas. Puede modificar la estrategia pero no su visión.

Seguridad y confianza

Muestra seguridad y confianza en sí mismo ante las críticas de los demás. A su vez, toma de esas críticas sólo la información relevante para mejorar su proyecto, pero no depende de esas personas para su motivación, no les permite que le quiten ilusión o energía.

Actitud abierta y positiva

Mantiene una actitud abierta y positiva, lo que le permite tener mayor creatividad para generar soluciones y alternativas. No se centra en el problema, sino en la búsqueda de soluciones.

Aprendizaje y desarrollo

Aprovecha las situaciones de crisis como impulso para salir reforzado y obtiene de cada experiencia un aprendizaje y desarrollo que incorpora posteriormente en su proyecto.

Perseverancia

Concentra sus energías en el trabajo, persevera y es constante. No gasta sus energías en lamentaciones o quejas, sino que decide tomar una postura “protagonista” de su situación, asume su responsabilidad y deja de culpar a los demás o al entorno o de sentirse “victima” de las circunstancias.

Resistencia a la frustración

Tiene resistencia a la frustración, mantiene la calma y gestiona adecuadamente su estrés. Aprende a tomar decisiones con rapidez cuando la situación lo requiere, asumiendo riesgos controlados, sin quedarse paralizado por el excesivo análisis.

 

Y tú, ¿cuál es la actitud que eliges adoptar como emprendedor ante las situaciones de crisis? ¿Cómo quieres afrontar la adversidad? ¿Qué obstáculos de tu vida te han permitido aprender más?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *